¿Qué hacer ante situaciones de acoso laboral? Por Leire Bullain

En los centros de psicología, cada vez más gente nos pregunta si las situaciones que viven en su trabajo tanto ellos como sus familiares o amigos se podrían calificar como acoso laboral. Pese a que el termino acoso laboral o mobbing está a la orden del día, nos cuesta reconocerlo.

Ya hemos hablado en el anterior post ¿Cómo saber si se sufre acoso laboral?, sobre cuáles son algunas de las conductas típicas del agresor (asignar trabajo en exceso o difícil de realizar, asignar tareas sin sentido, etc.), y los síntomas que sufre la víctima (desorientación, inseguridad…). En este post exponemos algunas pautas que se pueden llevar a cabo en esta situación:

  • Identificación precoz. Cuanto antes identifiques el problema y te enfrentes a él, mejor será el pronóstico.
  • Apoyo familiar y de amistades. Si en tu casa y círculo de amigos la problemática es reconocida sufrirás un menor daño.
  • Atención al cuidado personal. Prestar atención al cuidado de la alimentación, el sueño, el descanso, el aseo y el ocio.
  • Identificación de apoyo en el entorno laboral.
  • Evitar en lo posible los pensamientos del tipo “el tiempo pone a cada uno en su lugar”, “hay gente mala que tiene que recibir su castigo”, “tengo que ser querido por todo el mundo”…
  • Comunicarnos bien. Asertividad no significa agresividad.
  • Aprender a autocontrolarnos, tan necesario ante las situaciones hostiles en las que se encuentra la persona acosada.
  • Confiar en nuestro juicio, es tan válido como el de los demás.
  • Expresar las opiniones de manera firme y audible, sin crispación ni ansiedad.
  • Mantener el contacto visual con el interlocutor.
  • Solicitar asesoramiento psicológico.

Todo ello ayudará a recuperar la autoconfianza.

En ocasiones el desencadenante del reconocimiento de la situación de acoso de la que se es víctima se produce cuando uno es espectador de un caso semejante al propio. Es el caso del paciente que acude a consulta porque se ha visto reflejado en una película. El ver en otras personas lo que nos está pasando nos ayuda a identificar el problema.

Tres ejemplos concretos:

El Vendedor del añoEL VENDEDOR DEL AÑO (cortometraje)

En ocasiones las razones últimas de una situación de acoso son sorprendentemente caprichosas y volátiles.

 

AmadeusAMADEUS (largometraje)

Las maniobras de Antonio Salieri en su intento de arruinar la carrera de Mozart tienen su motivación en la envidia, a partir de una situación en que el desbordante talento del último ensombrece la figura del primero.

La punta del IcebergLA PUNTA DEL ICEBERG (obra de teatro)

La situación se produce en un entorno empresarial competitivo, hostil y prácticamente deshumanizado, con relación casi exclusiva a través de Intranet y donde lo único que importa es la producción.

 

Leire Bullaín

Leire Bullaín

La experiencia demuestra que cualquiera se puede ver envuelto en un caso de acoso laboral. No sintamos vergüenza ni pretendamos ocultar el problema, seamos prácticos y hagamos frente a la situación: en nuestra mano está pedir asesoramiento psicológico.

Leire Bullain: LinkedIn

Psicóloga Sanitaria

Fundación María Jesús Álava Reyes: 91 083 77 81

lbullain@fundacionalavareyes.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s